m
Post Recientes

  La corrida de toros es un espectáculo inmoral y, por consiguiente, educador de la inteligencia. José Bergamín Durante las recientes Corridas Generales de Bilbao, Antonio

En el voluble, histérico y viciado escenario socio político de Cataluña los toros, la Tauromaquia, son una anomalía. Un cuerpo extraño para quienes se

VARIOPINTO Y MULTICOLOR es el público de los toros. Y, aunque cada espectador es un mundo, con sus propios matices y su peculiar modo

A FINALES DEL SIGLO XIX cambiaba el toreo, en parte gracias a Guerrita. Le desagradaba que tantos toros malgastaran sus fuerzas en la larga

LA PRIMERA VOLUNTAD de mi padre al salir de la cárcel franquista y regresar a Segovia fue ir a los toros. Con el tiempo

Aunque parezca juego, es en beneficio de la cosa pública (TRADUCCIÓN DEL LEMA LATINO QUE FIGUR A EN EL PALCO REAL DE LA PLAZA DE